Cuando uno viaja a Costa Rica, es habitual plantearse como uno de los imprescindibles el poder contemplar el desove de las tortugas en las playas del país tico. Una vez cumplido este objetivo, y tras haber observado infinidad de monos, perezosos, serpientes e innumerables insectos, el viajero se plantea otra gran incógnita: ¿es posible ver ballenas en Costa Rica?

A pesar de no entrar dentro de nuestros planes iniciales, decidimos hacer la intentona de dar un paseo en barco por las aguas verdosas que bañan las playas de Manuel Antonio. No teníamos demasiada confianza en poder avistar ballenas, pues un conocido lo había intentado días atrás y no tuvo suerte. Tampoco nos preocupaba demasiado, por lo que no nos planteamos la posibilidad de llegar hasta la provincia de Osa con el único objetivo de poder contemplar ballenas nadando en libertad. Nos conformábamos con un baño en alta mar para refrescarnos del calor sofocante del Parque Natural.

Tras un impresionante paseo por las aguas del Pacífico, contemplando desde lo lejos la grandiosidad del paisaje costarricense, comenzamos a observar un movimiento inusual en las aguas de alta mar. Efectivamente, se trataba no de una, sino de dos ballenas jorobadas que emergían y se sumergían cada pocos minutos. Tuvimos la suerte de poder contemplar tan grandiosa estampa: una ballena y su ballenato nadando en total libertad, en un marco de ensueño…

14462722_1677700502548698_8148868054298111175_n
Fotografía: www.motxilatravel.com

Por lo tanto, sí, ES POSIBLE ver ballenas en Costa Rica. Lo hicimos, lo disfrutamos y os lo estamos contando. Pero, tal vez no lo volveríamos a hacer. Tras mucho pensarlo, somos conscientes de que el exceso de turismo perjudica el apareamiento y la crianza de las ballenas jorobadas.

¿Y tú, que opinas? 

 

Anuncios